Informe_Agrario_Cyl_2021

Unicaja Banco publica una nueva edición del informe ‘El Sector Agrario en Castilla y León 2021’

El sector agroalimentario genera en torno al 9% del VAB de la Comunidad Autónoma y algo más del 10% del empleo, representando más del 15% del valor de las exportaciones

29 DIC. 2021

9 Min de lectura

Unicaja Banco ha publicado el informe ‘El Sector Agrario en Castilla y León 21’ que, con la de 2021, alcanza su séptima edición. El Informe, al igual que en ediciones anteriores, ha sido realizado por Analistas Económicos de Andalucía, sociedad de estudios del Grupo.

 

El objetivo principal de este Informe es ofrecer un análisis de la situación y evolución reciente del sector agrario y de la industria alimentaria en Castilla y León, pilares estratégicos de su estructura económica, no solo por su aportación a la generación de riqueza y empleo (suponen conjuntamente en torno al 9,0% del Valor Añadido Bruto regional y algo más del 10,0% del empleo), sino también por el papel que desempeñan en la cohesión y el equilibrio territorial, ayudando a mantener población en el medio rural (en Castilla y León el medio rural concentra casi el 36,0% de la población regional).

           

El Informe, al igual que en ocasiones anteriores, presenta la siguiente estructura: tras el prólogo y una breve introducción, el documento se divide en cuatro capítulos. El primero se centra en analizar la relevancia del sector agrario, mostrando, entre otros aspectos, el desarrollo de la Política Agrícola Común (PAC), el comportamiento mostrado por los principales indicadores del mercado de trabajo y la evolución de las producciones agrarias. En el segundo capítulo se presentan las estimaciones de las macromagnitudes agrarias en 2020, una de las principales aportaciones del trabajo, y se analiza en detalle la evolución de la renta y la producción agrarias en Castilla y León y en cada una de sus provincias. Por su parte, el tercer capítulo está centrado en el análisis de la industria agroalimentaria regional, tratando de poner de relieve la importancia de esta rama industrial, a través de sus principales magnitudes (volumen de facturación, empleo, estructura empresarial), sin olvidar las exportaciones agroalimentarias y el consumo alimentario. Finalmente, el Informe incluye un capítulo que recoge los principales resultados y conclusiones del Informe.

 

A continuación se presentan los principales resultados que se incluyen en el Informe relativos a las estimaciones de la renta y la producción agraria en 2020, así como los aspectos más destacados relacionados con la industria agroalimentaria.

 

Renta Agraria

 

Según estimaciones de Analistas Económicos de Andalucía, en 2020, la renta agraria de Castilla y León ascendió a 2.415,6 millones de euros (8,5% de la renta agraria española), lo que supone un incremento del 34,2% con respecto al año anterior.

 

Por su parte, en el promedio de 2020, el número de ocupados en el sector agrario disminuyó  un 6,2%, hasta los 59.400. De este modo, la renta agraria por ocupado habría crecido más de un 40%, según nuestras estimaciones.

 

En lo que respecta a su distribución provincial, Valladolid continúa siendo la provincia que supone una mayor aportación a la renta agraria regional, con alrededor de una quinta parte, representando también las provincias de Burgos, Zamora, León y Segovia más del 10% de la renta agraria en Castilla y León. Con respecto a 2019, se estima un crecimiento generalizado, con tasas que oscilan entre el 21,0%, de León y el 54,6%, de Palencia, superando también el crecimiento medio regional (34,2%) las provincias de Ávila, Salamanca, Zamora y Valladolid.

 

 

 

Producción Agraria

 

El valor de la producción agraria (vegetal y animal) se ha situado en 2020 en 6.195,6 millones de euros, lo que representa el 11,8% de la producción española, duplicando el peso relativo del conjunto de la economía de Castilla y León en el total nacional (en torno al 5,0% del PIB). Este valor supone un aumento del 11,6% con respecto a 2019, que se ha debido al aumento de las producciones (15,8%), ya que los precios han disminuido un 3,6%.

 

El valor de la producción animal ha crecido un 0,9%, representando el 50,7% del valor de la producción agraria en Castilla y León. En concreto, el valor de la producción animal se situó en 2020 en 3.141,5 millones de euros, lo que supone algo más del 15,0% de la producción nacional. Respecto a 2019, el crecimiento se ha debido al aumento de las producciones (1,5%), ya que los precios disminuyen un 0,6%.

 

En lo que respecta a su distribución provincial, Segovia y Salamanca aportan en torno al 37% del valor de la producción ganadera en Castilla y León, destacando también Valladolid y Zamora, con porcentajes superiores al 10%. En 2020, el valor de la producción se ha incrementado en seis de las provincias, exceptuando Ávila, Burgos y Soria, con crecimientos superiores al promedio regional en Valladolid, Segovia y Zamora.

 

En cuanto a la producción vegetal, su valor se situó en 3.054,1 millones de euros, lo que representa el 10,0% de la producción española, aumentando un 25,3% con respecto al año anterior. Este aumento se ha debido únicamente al incremento en las producciones (34,1%), disminuyendo los precios un 6,6%.

 

Por cultivos, en conjunto, cereales, plantas forrajeras y plantas industriales suponen alrededor del 80% del valor de la producción agrícola de Castilla y León, representando en cada caso más de una quinta parte de la producción nacional. En concreto, los cereales son un referente para Castilla y León, y en 2020 aportan el 56,2% al valor de la producción agrícola regional. Asimismo, destaca la aportación de la producción de plantas forrajeras (14,5%) y plantas industriales (8,6%), y en menor medida vino y mosto (5,9%), hortalizas (5,6%) o frutas (5,3%).

 

Destaca el aumento en la valoración de la producción de cereales (50,5%), así como en el valor de plantas forrajeras (16,7%) y plantas industriales (25,3%), debido fundamentalmente al incremento en las producciones. También ha aumentado el valor de la producción de vino y mosto y hortalizas, disminuyendo el de patatas, frutas y aceite.

 

Por provincias, Valladolid representa el 21,5% del valor de la producción vegetal de Castilla y León, seguida de Burgos (19,6%), León (13,3%) y Palencia (11,5%). El valor de la producción ha aumentado en todas las provincias, con tasas que oscilan entre el 14,9% de León y el 82,5% de Ávila.

 

 

Industria Agroalimentaria

 

A 1 de enero de 2020, la industria agroalimentaria de Castilla y León estaba constituida por 3.060 empresas (3.073 un año antes), el 10,0% de las empresas de la industria agroalimentaria nacional y en torno al 31,5% de las empresas de la industria manufacturera regional. Por ramas de actividad, el 34,2% de las empresas del sector agroalimentario están vinculadas con la rama de panadería y pastas alimenticias, mientras que el 25,2% se dedica a la industria cárnica.

 

La cifra de negocios de la industria de alimentación y bebidas en Castilla y León supera los 11.300 millones de euros, lo que supone un 28,4% de la facturación de la industria regional, siendo Castilla y León la tercera Comunidad Autónoma por cifra de negocios en la industria agroalimentaria. Asimismo, el número de ocupados se acerca a los 40.000, alrededor de un 30% del empleo industrial.

 

La desagregación por ramas muestra que la industria cárnica continúa siendo la que más contribuye a la cifra de negocios de la Industria Agroalimentaria de Castilla y León, con el 26,8% del total. Tras esta, destacan la industria de productos de alimentación animal (15,7%), la de productos lácteos (14,1%) y la de panadería y pastas alimenticias (11,3%).

 

 

Desagregando por provincias, el mayor número de establecimientos dedicados a la Industria Agroalimentaria se encuentran en Salamanca, León, Valladolid y Burgos, que concentran conjuntamente más de dos tercios del total. Respecto a 2019, el número de establecimientos ha crecido en Soria, Segovia, Salamanca y Valladolid.

 

 

Balanza comercial agroalimentaria

 

En 2020, el valor de las exportaciones agroalimentarias de Castilla y León ha sido de 2.280,5 millones de euros, el 18,3% del valor total exportado por la región. Respecto a 2019, las exportaciones agroalimentarias se han incrementado un 6,5% (4,4% en el agregado nacional).

 

El principal producto exportado por Castilla y León es la carne de cerdo, cuyo valor asciende a 294,1 millones de euros en 2020, seguido de los productos de panadería y pastelería (214,6 millones). Con un valor exportado comprendido entre los 100 y los 200 millones de euros se sitúan el vino, los extractos y esencias, los quesos y requesón y la carne de bovino. Con respecto a 2019, es precisamente el valor exportado de carne de cerdo el que destaca por su elevado incremento (24,3%).

 

Atendiendo al destino, el 65,0% de las exportaciones agroalimentarias se dirigen a la UE. Portugal sigue siendo el principal mercado de las exportaciones agroalimentarias de Castilla y León (21,5%), seguido de Francia (13,1%) y China (9,0%), que pasa al tercer puesto ocupado en 2019 por Italia. Con relación al ejercicio anterior, el mayor incremento de las ventas se observa, nuevamente, en las exportaciones a China.

 

Desagregando por provincias, Burgos concentra en torno al 21% de las exportaciones agroalimentarias de la región, seguida de Palencia (18,0%), Valladolid (16,5%) y León (14,2%), mientras que el resto de provincias tienen una participación inferior al 10%. Con relación a 2019, las exportaciones han disminuido en Salamanca y Zamora, destacando entre las restantes los aumentos, en términos relativos, de Segovia, León y Ávila.

 

 

Consumo alimentario

 

En 2020, el gasto total en alimentación en los hogares de Castilla y León alcanzó los 4.192,0 millones de euros, un 11,1% más que en 2019, condicionado por la pandemia. Este aumento se ha debido al crecimiento tanto del volumen consumido (8,9%) como del precio medio de los alimentos (2,0%).

 

Los alimentos más consumidos en Castilla y León en 2020 han sido la fruta fresca y la leche líquida (16,1% y 14,3%, respectivamente, de la cantidad total de alimentos consumidos). En términos monetarios, el 23,3% del gasto total en alimentación corresponde a carne, seguido de pescado (14,0%) y frutas frescas (10,2%).

 

Graficos asociados a la nota de prensa e Informe completo

  • Institucional

NOTICIAS RELACIONADAS

Unicaja Banco publica el último número de su informe ‘Previsiones Económicas de Andalucía’ (nº 107/2021)

Unicaja Banco publica el último número de su informe ‘Previsiones Económicas de Andalucía’ (nº 107/2021)

La economía andaluza podría haber crecido en 2021 un 4,8%, según se recoge en el último número del informe ‘Previsiones Económicas de Andalucía’, elaborado por Analistas Económicos de Andalucía, sociedad de estudios del Grupo Unicaja Banco 12 ENE. 2022
Leer noticia
Unicaja Banco publica la edición número 31 de su informe ‘El sector agrario en Andalucía 2021’

Unicaja Banco publica la edición número 31 de su informe ‘El sector agrario en Andalucía 2021’

El sector agroalimentario genera en torno al 10,0% del VAB de la Comunidad Autónoma y del empleo, representando el 40,0% del valor de las exportaciones andaluzas 28 DIC. 2021
Leer noticia
Unicaja Banco recibe una distinción del Patronato Deportivo de Gijón por su apoyo al deporte

Unicaja Banco recibe una distinción del Patronato Deportivo de Gijón por su apoyo al deporte

Unicaja Banco ha recibido una distinción del Patronato Deportivo Municipal del Ayuntamiento de Gijón por su apoyo al deporte asturiano, en el transcurso de la Gala del Deporte Gijonés 2021, que se ha celebrado este jueves en la Colegiata de San Juan Bautista de la localidad 23 DIC. 2021
Leer noticia

Para Unicaja Banco S.A., titular de la página web, es importante adaptarse a tus gustos y preferencias, para ello usamos cookies propias y de terceros, que recaban datos de conexión que pueden vincularse con tu usuario de registro y cuya finalidad es medir el volumen y la interacción de los usuarios en la página web, ayudar a mejorar el funcionamiento y los contenidos web, así como los servicios y productos ofrecidos elaborando perfiles de comportamiento, cuidando siempre de tu privacidad. Puedes elegir de manera  transparente la configuración que mejor se adapte a ti, sin que ello suponga ningún cambio en tu operatividad habitual.